Inicio

Estadísticas

Curiosidades

Galería de fotos

Links

Agradecimientos

Contacto

 

 

 

 

 


< NOTAS

Un nuevo clásico ante Talleres

Los plazos se acortaban y Belgrano necesitaba el ritmo de la competencia. En el Estadio Córdoba se puso en juego la Copa Municipalidad de Córdoba, entre Talleres y Belgrano. Ganaron los celestes por dos a cero. Ambos goles fueron conseguidos por "el Luifa". La euforia nuevamente lo invadió. Con el trofeo en su poder, transmitía su emoción.

"Aquí dice (señalaba el trofeo) Copa Municipalidad de Córdoba. Iban a ser dos partidos, pero me parece que no vamos a dar la revancha. El 10 de marzo empezamos algo muy difícil, donde nos jugamos muchas cosas. Arriesgamos lesionarnos, no estar, como le pasó a Iribarren por meter como metió, por jugarse como se jugó; con un "Lute" Oste como lo vi hoy, saliendo a toda la punta y así se te hace muy fácil.

El equipo ha mejorado un ciento por ciento. Ojalá que sirva para sacar adelante a esta gran institución, que todos saben lo mucho que la queremos. A veces sufriendo, pero transpirando siempre la camiseta", decía eufórico luego de la coronación.

La alegría que vivían los jugadores y los simpatizantes celestes que prolongaban su racha triunfal sobre Talleres. En la otra popular, todos los insultos tenían un destinatario especial: Luis Fabián Artime.

"Yo soy un agradecido de la gente. ¡Enemistado!... puede ser. No sé si es el término correcto. La gente que no me quiere, es la gente que me ve vestir la camiseta contraria a la que quieren ellos. El ejemplo más claro es la gente de Talleres. ¡Ellos no me quieren!. O me quieren y porque me quieren, me odian. O eso que te dicen: ¡Te odian tanto que en el fondo te quieren!. Yo escuchaba a muchos hinchas de Talleres decirme que quisieran verme en el equipo de ellos, pero estoy y me siento identificado tanto con la casaca celeste. A ellos les molesta, por cierto, que les haya hecho muchos goles a Talleres. Muy poca gente en el fútbol argentino puede vivir lo que a mí me ha tocado vivir. Cuando agarraba la pelota, la mitad me aplaudía. Es algo que hay que vivirlo y sentirlo. Yo lamento mucho que a lo mejor, gran parte de la provincia no me quiera, pero a mí lo que me importa es que la otra mitad me quiera", remarcaba "el Luifa".


< NOTAS

 

 

 
Luis Fabián Artime - Copyright © 2007 - Todos los derechos reservados - Desarrollado por Estudio DCC